De la guerra a la paz: Origen de los Premios Nobel

A raíz del sentido de culpabilidad de Alfred Nobel  por sus invenciones, como la dinamita y la fabricación de armamentos, este inventor decide cambiar la forma en que el mundo lo recuerde.

 

Todo inició hacia 1888 cuando Alfred Nobel leyó su propio obituario publicado por un periódico francés, la nota fue titulado “El mercader de la muerte, ha muerto”.  El error publicado ocurrió porque el periódico pensó que Nobel había fallecido cuando en realidad fue su hermano Ludving. Ocho años más tarde en 1895, Nobel decide cambiar su testamento, días antes de su muerte decide utilizar toda su fortuna para crear un premio para aquellos que lleven a cabo el mayor beneficio para la humanidad en el área de la química, física, la fisiología o medicina, literatura y la paz. ¿Irónico no? En especial esta última.

 

En 1900 se instituyó la Fundación Nobel y en 1901 se comenzaron a otorgar los premios en las diferentes categorías ya mencionadas. Más tardes en 1968 se incluyó el galardón para Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel.

 

El premio consiste en entregar una medalla de oro, un diploma y una cuantía económica que va en proporción a los ingresos de la Fundación Nobel en dicho año.  La ceremonia se celebra en Estocolmo Suecia, ciudad de origen de Alfred Nobel, sin embargo el Nobel a la paz en entregado en la ciudad de Oslo, Noruega.

 

 

Los primeros en recibir este galardón fueron:



¡Síguenos!


Publicidad